Paseo de la Ribera

Al camino que bordea el Río Quequén entre la bajada por la calle 66 hasta el Puente Taraborelli se lo conoce como “Paseo de la Ribera”.

Allí se levanta infraestructura y equipamientos alternados con viviendas particulares, incluso clubes e instituciones han elegido este hermoso marco para instalar sus centros de recreación y deportes, además de emprendimientos gastronómicos.

Se pueden encontrar los complejos de: Necopesca Club, Rowing Club, Club Del Valle, Luz y Fuerza, Sociedad Española, Casineros, entre otros.

En el margen del río se alternan miradores, juegos y espacios de descanso.

Para los amantes de la pesca hay recodos ideales donde se puede capturar especies como pejerreyes, lisas, truchas, dentudos y bagres. Cuenta con servicio de proveeduría, baños, parrillas y juegos para niños.